¿Nórdico o edredón? Principales diferencias en cuanto a confort

Esta es una de las principales dudas que se nos presentan en el momento en el que cambiamos de estación. Si echamos un vistazo al mercado nos encontramos una gran multitud de tiendas y de plataformas de comercio electrónico de ropas de hogar  en donde podemos encontrar las dos opciones disponibles, pero no siempre nos aclaran cuales son las diferencias.

Es por esa razón por la que nos hemos decidido a poder crear un artículo para poder ayudar a solucionar cualquier duda que puedas llegar a tener. Nos hemos basado en la información que hemos encontrado en páginas como agenciaseosem.net y
posicionamientoseoweb.es para tener una opinión más generalizada.

La principal diferencia que existe entre esos dos elementos es que el edredón se considera una pieza que no se puede desmontar. Por otra parte, el nórdico necesitará de una funda especial que es la que se lava para evitar tener que lavar toda la estructura.

A la hora de comprar un edredón tendremos que fijarnos en el tipo de fibra que vamos a comprar; esto normalmente dependerá de la época del año en la que nos encontremos por si tenemos o no calefacción disponible. Además, también dependerá de la situación de la cama en la que este situada así como de las características propias de cada persona.

Podemos encontrarlos en toda una gran variedad de modelos con unos colores muy especiales; además de texturas de lo más interesantes.

Aunque las medidas que se establecen dependerán de cada fabricante en especial, las más habituales son las dedicadas para una cama de 90 (de 190 x 270cm), la de 105-110 (de 200 x 270), la de cama de 135 (220 x 270), la de la cama de 150-160 (de 250 x270) y la de cama de 180-200 (280-270).

Cuando hablamos de un edredón nórdico realmente nos estamos refiriendo a lo mismo pero con la salvedad de que estos tienen una funda con un relleno normalmente de fibra o de plumas. Para conseguir un estilo de lo más elegante se suele escoger en combinación con la funda de almohada y/o de la bajera.

Cómo ya hemos comentado, en el momento en el que queramos limpiar la funda tan solo tendremos que dedicarnos a sacar el relleno. La razón de eso es que realmente es la funda la que se encuentra en contacto con el cuerpo y la que se mancha. Por esta razón se recomienda que el material que se utilice sea de 100% algodón o, al menos, una mezcla de 50% de algodón y de 50% de poliéster.

Las medidas del nórdico o del edredón suelen ser las mismas a no ser que el fabricante haya confeccionado algunas que sean especiales.

Ahora ya conoces las principales diferencias entre estos elementos y ya te podrás decidir por aquellos que se ajusten mejor a lo que estás buscando. Es conveniente que analices todo lo que pueden ofrecerte para que no compres una de ellas pensando que es la otra.

Echa un vistazo a las diferentes tiendas online y seguro que encuentras varios modelos para poder decidirte.

Deja un comentario

Nombre *
Correo electrónico *
Web